26 de diciembre de 2012

LARGA DISTANCIA / Canto sin Fronteras, homenaje a Dolores Castro




Después de mucho esperar, por fin llegó a nuestras manos desde México la revista Canto sin Fronteras, publicación del Grupo Literario Décima Musa, un número especial dedicado a la poeta Dolores Castro.

Escriben en ella muchos nombres conocidos y apreciados por estos lares: Socorro Trejo Sirvent, Elva Macías, Violeta Pinto Burguete, Rosario Castellanos, Óscar Wong, Socorro Carranco, Thelma Nava, Lucía Rivadeneira, Yolanda Molina, Lina Zerón, Violeta Montero, Sheyla Prevé, Francis Mestries, Beatriz Muñoz Morales, Nora Piambo, María Eugenia de la Cruz, Mario Nandayapa y Virginia Marín Corzo, más algunos poemas de la autora homenajeada: Dolores Castro.

Como siempre, de las publicaciones recibidas queremos compartir algo con ustedes. Vaya entones la presentación de la revista y un par de poemas de Dolores.



Presentación

En esta nueva edición de CANTO SIN FRONTERAS, publicación del Grupo Literario Décima Musa, se aboca a homenajear a la poeta Dolores Castro, presencia indiscutible dentro de nuestras letras. Los diferentes textos que aquí concurren abordan desde ópticas diversas pero complementarias -el análisis académico, el homenaje poético, el recorrido biográfico, la entrevista- las facetas distintas de una obra y vida dedicadas a la palabra, sumándose a los estudios y repasos que poco a poco suscitan títulos como El corazón transfigurado, La tierra está sonando y Oleajes, entre otros.

"Sólo el mar vuelve una y otra vez", ha escrito Dolores Castro: su palabra también nos es devuelta, siempre renovada, con la fuerza de una ola luminosa.

Este trabajo del Grupo Literario Décima Musa, apoyado por instancias del gobierno chiapaneco, testimonia lo fructífero que resulta impulsar desde las instituciones el trabajo que realizan grupos independientes.



Marvin Lorena Arriaga Córdova
Directora General del CONECULTA- Chiapas.





PERMANECER


Oro en el agua los primeros
años
luego semillas, que del aire toman
ansia de recorrer
órbitas largas.

¿Cómo llegan a ser
fulminación
de pájaro en el aire,
gota de aire que se
desenamora
antes de caer?

Entre los afilados
destellos
de minutos y horas, días y años
tan sólo sobrevive una
nostalgia,
un ferviente deseo
que el polvo de oro, el aire,
el agua
detenidos,
no nos permitan desaparecer.


19 de diciembre de 2012

SALUDOS navideños / Sigamos formando redes de creación solidaria.





Un saludo sincero para todos nuestros colaboradores/as, amigos/as o no tanto, creyentes o incrédulos/as, en fin, con un profundo respeto a la libertad de elegir sin avasallar al "otro", REVISTA LA MANCHA les invita a seguir compartiendo los diversos caminos de la creación y difusión literaria en un clima de franco compañerismo.

Esperemos que el año por llegar rompa todo las teorías agoreras y, dando el ejemplo, consideremos nuestras acciones en cuanto al daño que pueden causar a semejantes y entorno natural. En medio de el clima descrito, esperaremos con alborozo en el primer trimestre a una nueva "mancha" de papel, que dará la partida al trabajo en conjunto que ahora propiciamos.


Un abrazo desde el alma y ¡Felices Fiestas en armonía para todos/as!



18 de diciembre de 2012

POESÍA para niños / Amante Eledín Parraguez





PEQUEÑOS ESCRITOS PARA GRANDES LECTORES



Prólogo poético



1.- TU CANCIÓN


A ti te digo sé tú
con tu altura que crece.
Sin medida en tus brazos 
y tus manos abiertas.

Sé tú con tu sonrisa
con tu ritmo y tus matices.
Sé con tu brillo y tus sombras,
astro que tiene luz propia.

Sé tú, hijo en silencio
el rumor del océano que sueña.
Sé tú, hija, el murmullo
del agua que brota en su fuente.

A ti te digo sé tú
el brote que se abre al espacio
florece erguido en su tallo,
la flor en tu alma de pájaro.

Sé la corriente sonora
del río de tu continente.
Melodiosa resuene en tu vida
la voz de tu canto y  tu lengua. 



7.- LAS VOCALES


Cinco letras pequeñitas
tomaditas de la mano,
escribo en mi cuaderno
juntitas, como hermanos.

Cada una con su nombre,
muy distintas pero iguales.
Suenan fuerte, también suave
cuando digo las vocales.

Consonantes y vocales
en palabras y en canciones,
se reúnen con sus voces
en poemas y oraciones.



15 de diciembre de 2012

NOTICIANDO/ Presentación Antología de Cuentos Chile-México De Moctezuma a Los Andes.




En las dependencias de “La Chascona”, una de las casas de Neruda, incrustada en la ladera del Cerro San Cristóbal y haciendo suya la fuerza  de su pujante vegetación , se llevó a cabo la presentación de la Antología de Cuentos:  “Chile en México, México en Chile DE MOCTEZUMA A LOS ANDES”, obra de la Agrupación Cultural Puerta abierta Chile-México. Sinceramente, pensamos no se pudo haber elegido mejor lugar.

Esta entidad cultural binacional: ACPA Chile México, que pretende simbolizar el perpetuo abrazo humanitario que ha caracterizado a nuestras naciones, comenzó a gestarse, precisamente, para rescatar y resaltar esa constante y extenderla más aún, incluyendo a nuevos actores interesados por “abrir puertas” democráticas de una a otra orilla.

Fue el año 2011 cuando la escritora Patricia Gómez, ideóloga y creadora del proyecto, puso entre las metas a lograr, el publicar una antología de cuentos chilenos y mexicanos en la cual, para ir fomentando el interés de un país hacia el otro, los escritores chilenos deberían escribir sobre temas mexicanos y viceversa. Fue un buen reto, pues no  se trataba de “nombrar” un par de palabras identitarias del lugar para lograrlo, sino, debería existir fundamento y una veraz ilación de textos, y el reto fue muy bien acogido por escritores de ambos pueblos.

Ello es lo que celebramos ayer, medio descolgados de las enredaderas nativas que nacen en la ladera y que, seguramente, han de haber inspirado a Neruda en los muchos  versos que escribió a la ondulante cabellera de Matilde, pudimos realizar la primera presentación en Chile de la antología. Teníamos, sin duda, la vara alta. Nuestros compañeros mexicanos tuvieron el imponente marco de la FIL de Guadalajara para hacerlo, y la actividad resultó todo un éxito en asistencia y valoración del hecho en sí. Nosotros, con el mismo orgullo y agrado en el pecho, tuvimos en este mágico espacio un marco excelente para hacerlo. La  gracia del entorno y de cada detalle, predisponen al espíritu a rebuscar dentro de sí las respuestas para tantas maravillas, y de esa introspección nacen nuevas visiones y convicciones acerca de lo que es el arte, la belleza, la poesía, y la escritura en sí. Ese “pequeño gran viaje” hizo que cada asistente pudiese conectarse fielmente con el instante y, en consecuencia, aquilatarlo en toda su valía.

La mesa presentadora estuvo conformada por Manuel Jofré (Director  Fundación Neruda), Miguel de Loyola ( Presidente ACPA en Chile), Theodoro Elssaca (Director Fundación Iberoamericana) y Pauline Le Roy ( secretaria ACPA en Chile). Con ellos, compartimos, además de parte de la historia de la agrupación, varias simpáticas anécdotas de lo ocurrido durante la presentación de la FIL, gracias al testimonio presencial y participativo de Manuel Jofré y Thedoro Elssaca. 

Frescas, chispeantes y también emotivas, fueron las palabras vertidas por los presentadores, como también llena de reminiscencias y sentimientos fue la lectura o referencia de texto compartida con algunos de los escritores antologados presentes. La suma de todo ello confluyó en un merecido brindis de honor, felicitaciones  y compartimento de experiencias relativas al tema.

Como sello de este testimonio de palabra e imagen, dejamos impreso nuestro agradecimiento a los escritores y escritoras que participaron y en especial, a las editoriales mexicanas que hicieron posible esta publicación: Editorial Edhalca; Ediciones Memoria de la Voz; Amaya Ediciones; Prometeo Ediciones. Y vaya también un abrazo a los integrantes de ACPA en México, que sabemos nos estaban apoyando con el sentimiento,  y a los de Chile que no pudieron estar presentes: Rosa Alcayaga, Mónica Gómez y Marianela Puebla.



Amanda Espejo

Fotografías: Amanda Espejo

10 de diciembre de 2012

INVITACIÓN/ Presentación de la antología de cuentos "De Moctezuma a Los Andes" , en La Chascona.




La Fundación Pablo Neruda 
junto a la
Agrupación Cultural Puerta Abierta Chile-México 
tienen el agrado de invitar a usted a la presentación de la Antología de Cuentos Chile-México
De Moctezuma a Los Andes  
a realizarse el día 

viernes 14 de diciembre a las 19:15 hrs. 
en la Casa Museo La Chascona 
Fernando Márquez de la Plata 0192 
Providencia, Santiago.


La presentación estará a cargo de los escritores Manuel Jofré, Pauline Le Roy, Theodoro Elssaca y Miguel de Loyola. Luego compartiremos  algunos fragmentos de la obra con los autores antologados.

Se ofrecerá un vino de honor.


8 de diciembre de 2012

EL LIBRERO de La Mancha / Poemas del Príncipe, de Manuel Andros






“En la poesía de Manuel Andros conviven los sueños y la realidad más profunda, y así como en Paisajes Aerodinámicos de Urano -su primer libro publicado- existe una resonancia puramente surrealista que nos da una vislumbre de aquella realidad mágica que atisbaron también un Paul Eluard o un René Magritte,  en estos poemas del Príncipe  tal resonancia es metafísica, en donde su relación con Dios, el Universo, el Hombre y la Naturaleza es directa y sencilla, originada en una experiencia de crecimiento personal, en los parajes de una filosofía singular y lúcida, de construcciones y pasadizos místicos que el Príncipe descalzo recorre en la desnudez sin trabas de su espíritu creador.
Este Príncipe y su palacio siempre habitado por el amor en plenitud, nos regalan la alegría de su canto imperecedero”. 

Paz Molina



El verdadero Príncipe
Es aquel que encuentra su trono
En el corazón del Derviche.

Khalil Gibrán




SUENOS DEL PRÍNCIPE


En este santo lugar
donde el Hombre vive
el pez sueña con la tierra
y el ave con las estrellas.
Pero el Hombre no sueña en vano
cuando en las aguas profundas
ve a los peces que sueñan
cometas que fecundan planetas.
Pero este mismo Hombre
que no sueña en vano
por qué no podrá soñar la paz?


EXTRAVIADO


Yo no busco a Dios.
Él me busca
y me encuentra
En su propia respiración.
Yo soy el que se pierde
entre tantos pensamientos.
Es más fácil que él me halle
llorando sobre una piedra
y una roca sobre mí. 
Yo no busco a Dios.
Él me busca
y me libera
en su propia respiración.


LAS 2 GRACIAS


Gracias a mi Padre
que sostiene mi cabeza
y gracias a mi Madre
que sostiene mis pies.
Ambos me aman
de la cabeza
a los pies.


ODA AL ADN


Ni arriba,
ni abajo,
sólo en medio de la Gracia
las especies aladas,
las especies terrestres,
las especies marinas.
Ni arriba,
ni abajo,
sólo en medio de la Gracia
yo y ustedes.



Poemas del Príncipe /Acapulco Ediciones 2002



2 de diciembre de 2012

HOMENAJE / Semblanza del poeta Raúl Agustín Correa Ramirez



Por Nicolás Correa, Julio del 2008



Intentar hacer un retrato de una persona, de su vida y de su obra, escribir sobre mi
padre, el poeta Raúl Correa, naturalmente, me estremece. ¿Quién no ha tenido sentimientos
encontrados con sus progenitores? Y no podré sino hacer el intento desde una mirada
subjetiva, desde el prisma de un hijo de quien se retratara a si mismo como un “hombre
soñador y vagabundo / que se entregó a sus obras y a su muerte” (Soneto Primero,
Ancestral, poemas terrestres, 1978). Los invito a una lectura muy personal de este escritor
que recibió el Premio Regional de Literatura Chilena del Circulo Literario Carlos Mondaca
Cortés, en 1981, el año del centenario del natalicio del poeta Carlos Mondaca y una
Distinción especial del Pen Club de Chile en 1984 por su libro “sonetos serenenses” “de
cuidadosa forma y entrañable inspiración”, tal como reza el diploma respectivo.

Cuenta la leyenda familiar que este segundo hijo (el mayor de los hombres) nació en
Valparaiso. Su padre, Augusto Correa Urzúa, campesino curicano, había desposado a
Oriana, la hija del Dr. José Agustín Ramírez Gómez (hijo de Cipriano Ramirez Luna,
fundador del Cuerpo de Bomberos de Coquimbo) con doña Ema Ossa Cuevas, de
ascendencia serenense.

El joven “Cuchito” —su madre lo llamaba así por su segundo nombre, Agustín—
desde pequeño gustaba de las largas conversaciones con la mamá, llenas de palabras bien
pronunciadas, con miles de alusiones a toda la parentela, con una fiel preocupación por el
origen de las personas: “recuerda que tu padre es de los Correa de Curicó, pues m’hijito…”

Largas horas la miraba, la acompañaba y le conversaba.

Madre,
desde ti he venido,
a pasearme en este mundo.
 

Para ver con estos ojos,
que también fueron los tuyos,
la noche clara, el mar profundo.

Madre,
cuando tú nacías,
yo te esperaba en tu futuro.



(Madre (fragmento), Ancestral, poemas terrestres, 1978)
 

Dejó su madre, una profunda huella en nuestro hablante. Quizás como cualquier
madre, pero agradecemos que él pudiera registrar y compartir con sus lectores, algunas
imágenes de esas que se tienen cuando en uno, mirándose hacia adentro, surge un
Soliloquio:

Observando mi rostro en el espejo,
veo, madre, tus párpados tan flojos,
tu mirar y la forma de tus ojos
cortados en los míos como al cejo.


(Soliloquio (fragmento), Ancestral, poemas terrestres, 1978)

Acto seguido, en la página siguiente de Ancestral, poemas terrestres, le canta a su
padre, quien le enseñó a “conocer las cosas de este mundo”: el mar y la montaña / el curso
de los ríos, / el valle y la pradera, / la raíz de la semilla / y los frutos de la siembra. 





29 de noviembre de 2012

EL LIBRERO de La Mancha / "Troquel de Sombras" de Amanda Fuller





SIGNOS


Alcánzame un instante de allá lejos


cuando una mariposa colocó en tu frente

la señal imantada de su polen.

Cómo se abrió el espejo más oculto

de tu baúl viajero

y un secreto connubio

le obsequiaste el calor de algún destino.

No era de prever. De vuelos y fronteras

balbuceamos en signos nuestros ecos.

Pero el viento inventó una travesía

un puente y una almohada donde fraguo

ese asombro de ayer que guardo intacto.





A NUESTRO MODO




Podría percibir


una y otra vez

el delicado roce del crepúsculo.

Ese que me abrazó

desde el instante mismo

en que acordamos

desovillar la hebra

de la ausencia

y comenzar a abrir un tiempo nuevo

con cada confidencia

desprendida

en esquelas de sombra

y signos personales.

También sé

desde ese día

que las horas palpitan

abecedarios simples

con algo de premura

y desafío

entresoñar la vida

creando fantasías

para que el nido envuelva

los instantes

con plumas de color

y melodías

donde saber vivir

a nuestro modo.



POESÍA / Marianela Puebla




RESULTA 



Resulta que me cansa la espera;

el teléfono con su mudez metálica,

el día con su estallido de tedio,

la noche silente alrededor de mi cama.



Resulta que me cansa el tic tac del pensamiento;

la mañana con sus mismas legañas,

la taza de café endulzada de olvido,

toda la porquería que la tv te presenta

y con carcajadas huecas martillea tus sentidos.



Resulta que me aburre este vagar

por el orbe sin rumbo;

me voy, hago algo, espero,

y al finalizar cada mes de infortunio

aún no resuelvo nada.

No encuentro la palabra necesaria

para acabar esta angustiosa espera;

un ruido que me estremezca,

un llanto que me acongoje,

unas manos que me acaricien

o una voz que me informe

que aún estoy viva.



Nada resulta fascinante;

la misma mirada oblicua del astro

cubre los caminos envejecidos,

la misma monotonía.

26 de noviembre de 2012

NARRATIVA / Juan Cameron



PRIMEROS RECUERDOS

Juan Cameron



El primer libro en otro idioma me causó gran sorpresa. Había aprendido a leer hacía poco y el entender aquellos signos como voces extranjeras -lo cual sabía, pues mi abuela paterna arrendaba una pieza a un matrimonio alemán- hizo saltar mi corazón.

Aquella tarde -tendría yo cuatro o cinco años- habíamos ido con mi padre a Villa Alemana, a casa de Margarita Riggi, directora del coro de la Escuela de Derecho, en Valparaíso. Me gustaba ir a esa casa. Siempre la iluminaba por el sol y tras los visillos caía una suave red dorada sobre el piano de cola. Margarita Riggi (su nombre es ahora indivisible) vestía de negro y tenía unos enormes ojos verdes, del grosor de sus dedos y de las teclas blancas que presionaba con gran vigor y suavidad al mismo tiempo. Junto a ella, de pie, mi padre y los demás estudiantes escuchaban prestos a cantar. Los sonidos envolvieron el ambiente con tal solemnidad que mis ojos se empañaron.

Alguien advirtió a mi madre, quien me acercó a cubrirme entre sus brazos. Mi padre comprendió la emoción, pero guardó silencio; una muchacha del coro exclamó “mira, el niño está llorando”, mas sólo Margarita Riggi me entregó la mirada esperada y yo quería abrazarla y apretarme entre sus enormes pechos. Cargado por mi madre me instalé en una pieza cálida, con estantes de madera y muchos libros y revistas apiladas en los bordes. Mi madre secó mis ojos y quedé solo en el mundo. 

23 de noviembre de 2012

INVITACIÓN / Antología "De Moctezuma a Los Andes" en FIL- 2012









La Agrupación Cultural Puerta Abierta Chile-México se complace en invitarlos a la presentación de su primer libro DE MOCTEZUMA A LOS ANDES,  Antología  de Cuentos Chile en México /México en Chile


                           el día sábado 1 de diciembre a las 11:30,

                              en el Salón Alatorre de la FIL



 
De Moctezuma a Los Andes reúne a 22 escritores de México y Chile que establecen un diálogo a través de la palabra artística. En sus creaciones se habla del otro y de lo otro; México escribe acerca de Chile y éste acerca de aquel. El libro es producto de los esfuerzos colectivos entre ambos países. Tiene además la venia de ser producido bajo el sello de tres editoriales independientes: Editorial Edhalca, Ediciones Memoria de la Voz y Amaya Ediciones, como un símbolo de unión literaria. Una publicación como ésta evidencia y afirma el lazo que une a los latinoamericanos, a pesar de la distancia geográfica. Los narradores compilados en este libro encuentran los puntos comunes de su Historia: el conocimiento de los comienzos indígenas, los movimientos políticos, la arquitectura de sus capitales, el folclor identitario; así como relatos de cruda realidad actual que estremecen la lectura.

Las relaciones entre México y Chile son añejas, de ahí que una antología como De Moctezuma a Los Andes sea una idea no sólo novedosa sino por demás necesaria. Partió de la idea generada por la Corporación Cultural “Puerta Abierta” Chile-México, cuya misión intrínseca es fomentar las relaciones intelectuales, culturales y artísticas entre ambos países.



AUTORES ANTOLOGADOS:

Sheyla Prevé , Ariel Dorfman, Marco Aurelio Larios, Reinaldo Edmundo Marchant,Clara del Carmen Guillén, Rosa Emilia del Pilar Alcayaga Toro, Hugo Suárez Domínguez (q.e.p.d), Amanda Espejo, Ylia Kazama, Luis Alberto Tamayo, Socorro Carranco, Walter Garib, Hernán León Velasco, Eledín Parraguez, Roberto López Moreno, Diego Muñoz Valenzuela, Luis Fernando Escalona, Marco Aurelio Rodríguez, Elizabeth Vivero, Miguel de Loyola, Mario Nandayapa, Theodoro Elssaca.


Algo sobre la Agrupación Cultural Puerta Abierta Chile México:

En el mes de junio – 2011, y en base a una idea original de la escritora Patricia Gómez, se gesta una naciente agrupación cultural chileno-mexicana: Puerta Abierta (pensada al principio como corporación), cuyo objetivo principal es, precisamente como lo expone su nombre, ser una "puerta de entrada" para exponentes culturales de ambos países con énfasis en la literatura.

Una de las primeras tareas a que se abocaron sus integrantes, fue “el crear una página donde escritores/as, grupos literarios y lectores puedan converger en un solo punto para encontrar material de lectura, información de eventos, artículos, crónicas, ensayos de interés cultural de ambos países y, sobre todo, la difusión de escritores y promoción de nuestros escritores” .

Para hacer posible el proyecto, publicitar y fortalecer la idea, se crea la página:

http://puertaabiertachilemexico.wordpress.com 







22 de noviembre de 2012

LETRA NUEVA / VULOM, poesía de Marina Germain





Tres poemas del nuevo libro de Marina Germain, con prólogo de Ernesto R. del Valle:


Vulom 


Campo de atracción magnético
campo de acción
campo de devoción
horizonte de besos
para ser capturados
por tu caña traviesa.
La fusión de la especie
en la carne polvosa
y el girado concierto
que del Cosmos galopa.

  

Luces en el ojo des cubierto


Luces en el ojo des cubierto
lente destelleado hacia sí
emisión de novedades y suspiros
dinamismo en la imagen obtenida.

Apertura en el foco receptor
de impresiones desde un día inteligente
diafragmas bifaciales obturados
regocijan la convexa nitidez.

Y visionan  recordando sus lecturas
con las asas de su instante capturado
rememoran de por vida la esencia
de lo visto por un iris interior.



Rueda de la vida


En la rueda de la vida
la posición es como un gato que salta
no hay lugar estable en donde
descansar del movimiento ocular.

Todo es cambio
y el cambio es enemigo de la calma,
ruedas más veloces que otras
con centros que marean
los ciclos de las ababolas,
un instante más otro
significando el ahora
y el ahora a veces está cansado de sí mismo
o triste de ser.


Prólogo del libro de poesía Vulom: 

Marina Germain, una mujer con dosis cósmicas...


Gracias al gentil envío de sus dos [1]poemarios anteriores he tenido un acercamiento lúcido y místico con la poética de su autora [2]Marina Germain (Chile). No deja de interesar la temática ofrecida en este rotundo poemario [3]Vulom –que bien pudiera ser la segunda parte de su libro Himinam (Ediciones Baquiana 2011, Miami Florida)-en el que la poesía y su autora se reencuentran, con las aspiraciones del Ser íntimo, espiritual, cósmico. Ya en su primer poema nos propone esta alternativa como unión consagrada en espíritu dirigido al Universo.


20 de noviembre de 2012

LARGA DISTANCIA / José Santana Prado, desde México





UN CANTO A EROS

José Santana Prado



Líbido sagrada que subes en frenético espiral hasta el gran ocaso del fuego divino

Llegas a la apertura del falo empíreo y creador flor de espiga lágrima de metáfora

Agua profunda deseo maduro estertor de pasión volcán en furia eterna

Bendice estas ganas terribles que tengo de ti ahora y siempre

Rastro celeste cometa en danza estelar orgasmo del sol



Ven a mi risa del silencio enciende mi relámpago torturado por el amor

quiero deslizar mis dedos luciferinos también mi boca de ansia incontrolable

en medio de tu fuerza viva triángulo exquisito locura de crepúsculo

Navegaré en las turbulentas olas del deseo dentro de nuestro romántico erotismo

y que la melodía del bardo en su poema despierte a Cupido del profundo sueño



Aquí estoy convertido en montaña de ansiedad dolor de lluvia apresurada

con mi barco de memorias serpiente de tempestad caricia oscura

y mi mano empapada de melancolía se pose sobre tu piel de amante sirena

esa piel con sabor y fragancia vaginal flor de primavera fruto de tu ser

Besaré la mariposa tierna de tu cuerpo recipiente de colores magia celestial

rumor de campanas agitadas al contacto con el beso lascivo furtivo que se atreve


18 de noviembre de 2012

INVITACIÓN/ Ciclo de Cine y Poesía en Teatro Caja Los Andes









Lunes 19 - Noviembre
16:00 Hrs.  película "Cabaret".
18: 30  Lectura poética de Amanda Espejo y Amanda Fuller
19:00Hrs, película  "Chicago".


Presenta: Caja Los Andes, Teatro Caja Los Andes
Alonso Ovalle 1465, Santiago
Metro estación La Moneda

Asesor literario: Ricardo García
 
 
ENTRADA LIBERADA



16 de noviembre de 2012

NARRATIVA / Frans Gris





LA NIEBLA

Un viejo post bohemia años 50, que vive en la misma pensión y decía ser pintor, pero  hoy no es más que un parásito de amigos y familiares, y desconocidos: “Es para desconfiar…no toma… nada… ni un pisquito, ni una cerveza, ni vinito.”
“Qué se puede esperar de un tipo que bebe café descafeinado, con galletitas de agua, almuerza ensaladas y va al teatro.” Comenta a sus amigotes otro vecino de la hostería, ex periodista de “El Clarín”.
“Y ya no fuma. Es para sospechar de él. Nunca sale de carrete los jueves, menos los viernes.” Un tercer parrandero habitante de la residencia, cuando trata de sacarle una cerveza a la dueña del boliche de la esquina.

La cuarentona que hace las camas en la pensión, quizás algo despechada, a una amiga que preguntó: “Desde la oficina a su pensión. Soltero el pelotas, soltero, más pobre que una rata y solo. (Harto güeno questá el mino). Pero ni una mina se le ha visto…nunca.  Pa´ mí que se le queda la patita”

Comentarios de sus compañeros y compañeras de trabajo, en el banco:
“Es difícil sufrirlo.”  La rubia voluptuosa de la recepción.
“Cambió harto este gueón.” El cajero viejo de la caja especial nº 8.
Su jefe; ese de administración: “Esto de todas esas excentricidades es como de hace poco. “
“Por los días de su juventud bebía ron con coca cola, era adicto a los completos y además tocaba en una banda de jazz. Dicen.” Comenta la anciana de Personal.
Otro de los cajeros. “El saxo… lo echó a perder eso medio loco que tiene el jazz”


-()-

¿La verdad?
Fumaba una pipa que olía a tabaco inglés, a días y noches desolados y a búsqueda.
Buscaba.
Buscaba…algo…exactamente eso…ese algo que no sabía que podía ser. Un algo que ni siquiera era capaz de vislumbrar.
Adoraba el blues y las noches en los boliches de la Alameda y del centro.  Le gustaba, de noche, andar por Irarrázaval y Macul, ir por un “cubalibre” al club de jazz.
O un café expreso en la plaza Ñuñoa.
Claro que todo eso era de cuando fue joven.

“viejos blue jeans desteñidos mis primeros aquellos que logré que un conocido me trajera desde Miami… junté peso a peso hasta que lograr los suficientes dólares para que mi “amigo” me comprara esos pantalones de mezclilla “Lee” imposibles de encontrar en Santiago.
Me los ponía con unas botas Flint de tacones negras y suaves como guantes esas se conseguían por Ahumada, cerca de la bajada a los pules
camisa blanca o amarilla dorada de seda muy holgada sin botones y con puños muy largos
en verano un sombrero de paja o pita y así volvía cada enero a casa todos los veranos eran un pelear constante con mi padre por mi pinta de marica según él decía
a más de cortarme el pelo a lo James Dean montaba una Indian negra con cambios de palanca enorme y rugiente fumaba cigarrillos rubios importados y cargaba en el bolsillo de atrás  un mariposa afilado
los veranos en mi casa la vieja casa del campo me permitían superar los inviernos de muerte mal vividos mal comidos en la gran ciudad
mi casa de piedra y madera oscura perdida en los bosques sureños verdinegros de lluvias y hojas se reflejaba por las noches con luna en las aguas negras de la laguna
o recogía en las tejuelas la música del viento que bajaba en torrente de las alturas que nunca perdían por esos tiempos el blanco de la nieve
nunca pude acostumbrarme definitivamente a la forma de vivir de los habitantes de la ciudad esa leonera enorme sucia fétida y oscura
    las noches sobre todo las noches   peligrosas  amenazantes    solitarias a pesar de los amigos  del tabaco  los blues y el ron
a pesar de la vieja Indian Chief mi negra potente que era la envidia de los que sabían de máquinas y la admiración de los que nada entendían de motos o de cualquier otro medio propio de transportarse
o a pesar de las noches por el Nahuel Jazz  o en el Patio Azul
éramos una manada de extraños animales independientes libres en medio del cemento o del rugir de las calles de Santiago centauros acero y sangre de un lugar a otro sin rutas tiempos o espacios
de norte a sur
desde Farellones hasta las desagradables zonas cercanas a las playas de Santo Domingo o Viña con sus aires húmedos y mal olientes a mar y a sal   pegajosos  que se adhieren a la piel y se quedan por varios días en la ropa   en la boca y en los recuerdos
con esos cuerpos tendidos en las arena parecen cadáveres a la espera del patólogo o leones de mar en busca de hembras gritando o bramando sandeces en el borde del abismo marino”


11 de noviembre de 2012

LETRA NUEVA / NAMASTE, de David Lethei




PREMONICIÓN


en una pupila
atardece ante mí este negro sol
y si miro dentro
no te encuentro, no te encuentro
profundo es el sueño
cuando nos creemos despiertos
esta mano que escribe es la que escribe y es silencio
en una pupila todo lo escrito es silencio
es mi sangre de agujas torrente
es fragor, fuego frío
esta certeza de muerte
se derrama en mis vísceras 
la amargura del mundo
en mi canto el silencio
es el llanto de Dios.


Primer mes del 2010


PARPADEO


soy una caída 
en espiral
una ascendente montaña
una tormenta abismal
Es mi espalda precipicio
camino negro
canto de óxidos
y aguerridos yunques
parpadeo mi vuelo
en mi boca y tu boca
tan sólo un segundo


Quinto mes del 2008


NUNCA TUVE EL CORAZÓN TAN ROJO [...INSISTO

Hay una forma antigua amor
la forma de mi corazón
no conoce orillas, se descentra del Todo
hay una forma antigua amor, la forma
de mi corazón
que nunca en tu mano tan rojo estuvo.


Tercer mes del 2010


VAGONES


Dormitan azulejos 
sus hollines y collunturas
caen y ríen los siglos

de sus secas bocas
de sus cantos pretéritos
caen y ríen los siglos

Enfermos de memoria
colmados de caminos
brotan de alma moribunda

Pernoctan de costado
cuchichean de rincones
saborean el silencio

son testigos del progreso
habitantes del olvido
comen del óxido y el hierro

Viajeros de la noche
los antiguos vagones
dormitan a lo lejos.


Quinto mes de 2008






David Lethei, autor chileno pero no por ello menos planetario, galáctico e ínfimo al mismo tiempo; escribe desde la infancia y publica desde el ahora. No le sirve biografía porque ninguna biografía hace a la obra, la obra se hace a sí misma y de ella somos instrumento. Como autor persigue que su propia labor (nunca completamente suya), jamás termine de autoperseguirse y así, en el intertanto, diga lo que tenga que decir…


Blog del autor:




30 de octubre de 2012

LARGA DISTANCIA / Cristian Bertolo, desde Barcelona






Blues de la Libertad



Se me acercó la Libertad una vez. Te lo juro. Y la sentí tan próxima  como a una caricia de madre. Se me acercó por detrás mientras yo estaba parado de cara a un tímido sol en la esquina de la plaza. Se me acercó como una sombra de Mayo, suave y a traición, seductoramente suave y creciente al girar en torno a las campanadas que avisaban de la hora del té y la salida de la oficina.

Esperando estaba yo, viendo la manera de llegar lejos, como aquellas nubes que lejanas en el horizonte iban viniendo hacia mí por encima de las moles de lo concreto. Venían maquinalmente negras y pomposas como un poema sacro. Esponjosas y negras como vello púbico, como una veta de bronce en bruto.
Se me acercó por detrás y me dijo al oído: “Allá donde el viento me sople te sabré desembocadura de turbio río, que de las lágrimas se mezcla al mar, donde las penas de la vida líquida se trasmutan en placeres inmortales, allí donde tu noche te será eternamente blanca, te dibujará un rubor en las mejillas, y todo lo que de ahí en adelante quieras te será concedido, salvo cualquier deseo de avanzar descalzo, eso es solo cosa de dioses y de hombres…”

Me di la vuelta espantado. Sentí un frío filo de daga en mi espalda que bajó estremecedoramente  clavando su filosa punta desde las cervicales hasta las temblorosas rodillas. Tambaleante y enfebrecido, giré en torno a mi metro cúbico, y apenas sosteniendo  mi estupor no encontré nada, solo pude divisar una masa informe que ondeaba confusa, como un arroyo suburbano alrededor mío y de las cosas, como un ecosistema de alimañas y basuras flotando en la superficie a merced de una corriente estancada, girando estrambóticamente abrasada a mi polarizada vista como un enjambre de bolsas camiseta de supermercado que plateando bajo el inestable sol, tan brillantes y cochinas, parloteaban y se mezclaban con las aves residentes que iban picoteando un mendrugo de pan salado rechazado al costado de los cubos de basura municipales.

Un sudor frío empapó mis sobacos.

22 de octubre de 2012

LARGA DISTANCIA / Poemas de Eduardo Embry, desde Inglaterra









UNA VACA INFINITAMENTE BLANCA



Una vaca blanca frente a mí,
una vaca infinitamente blanca
como el dedo más pequeño
que asoma su cabeza por
los huecos que tengo en mis zapatos;
esto es, un monstruo blanco
parado ante mis ojos,
una vaca
que no deja pasar a nadie,
viéndola que tranca el camino,
me acuerdo de aquel de la pluma gloriosa
que nace en Florencia y es desterrado
por vida en Ravenna,
y me digo:
si paso me llevo esta
bestia por delante,
pegada me la llevo en mi anzuelo,
la vaca por cierto es un pez
infinitamente grande,
de penacho alto lleno de nieve,
la vaca es una montaña;
me lleno de estupor
pensando,
que de tanto mirar sus ojos
este pescado grande, maldición,
me convierta
en un pobre gato de agua dulce,
que al derretir la nieve en primavera
haga temblar el cielo de ramas verdes,
verdes ramas, verde
que ya no te quiero.





17 de octubre de 2012

LARGA DISTANCIA / Ivana Szac, desde Argentina.






Del libro MUJERES Y TABACO PARA LA LUNA (mayo 2012)




“Mujeres gruesas de tentación”
Leopoldo Castilla 



La mujer muestra toda
su humanidad,
el hombre se esconde
adentro de un caramelo.
Ella irradia tempestades
y él conquista
en todos los precipicios.

* * *

Se muda a una calle
de roja profundidad.
Vuelca su sexo
en el centro del espejo.
Con labios de azúcar
con cabellos de alga
Juega
y desnuda su rabia
como una prenda íntima
abierta
al abismo.

* * *

Mujeres con tacos
esperan el crepúsculo,
compran tabaco para la luna.
En las esquinas
llenan sus copas con deseos.

La piel se renueva cada noche
se deslizan en las sabanas
con aullidos solitarios.

La ciudad se quiebra
en ese cuadrado prohibido
a la hora de la despedida.

* * *

Ella
llega con aroma a puro cielo,
con amores en el bolsillo
cadáveres en la sonrisa.
se expande por el horizonte,
y entra despacio
en la boca del espejo
para no verse más.

* * * 

Ella estampa su soledad
en papeles de vidrio
Juega con su cáscara
se desarma
en los cuadrados del viento
extinguiéndose en el barro
y revive en el papel.

* * *

Tu sexo dinamita
nuestras mitades,
nos amamos
en un territorio femenino
con sirenas en mi vientre.
La luna derrama
su orgasmo blanco
y mi lengua
se tatúa en tu pecho.


Ivana Szac

Mural de Lean Frizzera
http://museourbanita.blogspot.com/2011/08/entrevista-lean-frizzera-las-mujeres-de.html



16 de octubre de 2012

NARRATIVA / Renzo Rosso Heydel


              


DEBUT
          

        Traerá esa rutina bien asimilada para la función de mañana, el público no debe advertir que es Ud. actriz primeriza o novicia como Julie, casi inexperta. Debe ser dama y diva desde el primer segundo, cuando no sucede así, le juro, señorita, que nada se consigue más tarde, el ángel se tiene o no se tiene y punto, nada sacará después con estudiar, aprender o ensayar si ya no tiene adentro, desde que nació y antes todavía, cuando sus padres entre gozo y gozo la estaban gestando, el ánimo que hace falta para salir adelante en este tipo de asuntos.

          Sí… sí… yo la entiendo, pero créame que es así, siento que sea tan jovencita, que mí forma de hablar tal vez la desconcierte, o le pueda procurar incomodidades, que para eso ya le pagó el papá todo el primer año de estudios de arte escénico en la universidad y que usted viene aquí sólo para tener como solventar los gastos personales  porque sólo para eso no más de los estudios alcanzó el bolsillo familiar, pero vea usted, en una de tantas si le resulta como a Francisca o a Ingrid o a la Marlene, se podrá ahorrar muchos años de universidad y barajar todo por sí misma…

        Tiene razón, pero, no se preocupe, eso de que tiene poco tiempo y de que la prende el nervio a todas les pasa, serán tres o cuatro minutos y si nació reina, no se darán  cuenta, todos al tiro sin más nos prendaremos porque  yo presiento mi señorita que sí, que nació usted reina, o a lo menos princesa, que yo no la engaño. Algo parecido le habría dicho con socarronería el Sancho, ése de Don Quijote, de estar en mi situación ahora…  

       ¿Es que ya  había advertido que tengo cultura y soy hombre con estudio? Así de verdad es con humildad y simpleza ¿Sabe?... Es que usted con sus ojos casi celestes y su todo tan bien cuidado, seguro que si no son de reina, lo son por lo menos de persona importante, como la doña esa que administra todos estos locales y destina a propósito justo, cada una de sus dependencias…Sí…sí… Usted debuta mañana y después de la función sólo le pedimos que comparta  un trago largo en una mesa con alguno de los asistentes.



Renzo Rosso Heydel
Publicado en La Mancha PURO CUENTO

Ilustración de Zara Badhí ( Plástico Peñaloza).