20 de mayo de 2008

POESÍA / Zara Bahdí


ACASO

Acaso, por si acaso, tal vez una noche podría
yo desaparecer,
rompiendo la cadena reflejo de las acciones
de las constantes de la inercia.
Rompería una noche la paz de un lego íntegro,
me volvería esa pieza judaica que revela
la imperfección.
Ahí se quedaría esperándome, el trabajo
y un hombre en una cama que aún no sé donde está.
Se quedarían perplejas las veredas esperando mi pasar,
y la tierra queriendo pegarse a mi cuerpo...
Acaso, ¿qué pasaría?
Tal vez, nada cambiaría,
las manecillas de los relojes seguirían marcando la hora,
podría obviarse un plato sin comer sobre la mesa:
ayer, hoy, mañana...
Todo se volvería canciones sin orejas que las recepcionen
si alguien se negara a actuar su papel
en este circo tragicómico.
¿Cambiaría en algo la superficie?
MUÑECOS...sólo muñecos jugando a trabajar,
a surgir, a ser buenos o malos,
a hacer el amor para no sentirse tan de plástico.
Muñecos bajo el paño de la carpa azul
cayendo de a uno en la guerra.
¿Acaso esta mañana no ven que no quiero levantarme?
¿Acaso el sol es el símbolo del trabajo forzado para el hombre
y la luna, una benefacia tregua bajo las estrellas?
Acaso la palabra ACASO significa acaso...
¿Acaso no podría decidir mi ocaso
dentro de esta ciudad llena de luz artificial?
Zara bahdí
Publicado en La Mancha número dos.
Ilustración: Zara Bahdí.