7 de mayo de 2008

POESÍA / Gildardo Gutierrez Isaza




LABERINTOS DE FUEGO

Trigo de oro que es y no es entre mis manos,
¿Hacia dónde dirijo mis pasos?
¿Bajo qué cielo cobrizo?
Bahía de amor que se expande como un recuerdo lejano.
Tiempo que se debate entre la vida y la muerte.
Sueños de quimeras abiertas como las venas de la tierra,
que destilan la sabia perpetua de la flor en primavera.
Más allá del plácido gemido de tus laberintos de fuego
la sombra del manzano sobre tus ojos de miedo.
Cruje el cañón y las hordas se marchitan en la carne del silencio.
La palabra es sangre, la palabra es terror,
la palabra vuelve a ser el hada del silencio,
crepúsculo dormido en tus labios.
Grito que se ahoga en la sentina pútrida de los muertos
donde ya no hay vida, sólo mortajas de tus hermosos senos.
Tiempo insospechado de dolor y angustia.
Canto que deja de ser mariposa y piélago.
¿Adonde llevan nuestros muertos?


Gildardo Isidro Gutierrez Isaza
Poeta invitado desde Colombia

Publicado en La Mancha número diez.
Ilustración: Amanda



1 comentario:

Gildardo dijo...

Hola mi querida hermana de sangre, sangre de esta tierra que llora por nosotros, unas veces de alegría, otras de tristeza..No sabes la felicidad que me ha dado el ver en la revista "Manchas" uno de mis tantos poemas, de los cuales espero poderles compartir más si son del agrado de ustedes, como críticos y conocedores del tema. Es una gran satisfacción saber que los escritores, la nueva sangre que emerge, esta abriendo espacios que nos permitan romper las cadenas del encierro, del anonimato...No queremos fama, queremos que las hojas de la libertad, las flores del amor, la esencia de un pueblo que sufre y grita, se expandan por todos los rincones de la tierra.

Un abrazo y éxitos

Gildardo Gutierrez Isaza