19 de junio de 2014

POESÍA / Juan Millalef Railef






MALEN



Malen del bosque,
del incierto cabotaje del viento.
Hay una urbe de cerros lastimosos,
pasa la luna saltando edificios.
Su luz tenue
arma y enfrenta batallas
fluorescentes, que penetran
lacerando la tranquila imagen tuya.

-Malen
¡Cuán tas veces
hemos cantado en esos bosques!
Si suenan las campanas, o
los cientos de guijarros
de tu hermoso sendero,
yo volveré
volveré a frotarme en la pradera
pasto miel, hecho leche verde.
Malen, dulce luna osiática
ven a platicar con los sarcófagos
sedeños pergaminos.

Afuera, en lejanía
cerros geométricos
Arriba, circulares encendidos
como cielo en esperanza.
Sueñan mis sueños
esas muchas ilusiones, de ti…
Afuera y en la tarde
enfrentando la urbe  del hombre foráneo…
¿Habrá un automóvil que lleve
tu dulce rostro feliz, enmascarado
tu cuerpo, tus piernas
vestida de elegante  fiffis
caminando serpeante  a la escala mekano?

Subirán los montes de cemento
apuñando las luces
reflejadas en el aire cansino
como atrapando luciérnagas
enamoradas del Mapocho.
Tú, Malen,
eras mi Malen
desde el ventanal dormido
por la neblina artificial.
Cerraron tus párpados
en esos ojos divertidos
prisionera del cuarto urbano.
Hasta ahí no llegan las dichas
de la ruralidad,
porque todos hemos nacido campesinos
desde la matriz materna.

Ahora, tu vestimenta de gala
de aquella gran fiesta, bautizo de fierros
enlazados en argamasa de cemento.

El verde pasto, adorno
de la ciudadela hervíbora e insectífera,
en esta fiesta, es verde lágrima
de un derrapar olvidado
en aquellas tullerías brumosas, curimbosas.

Pastizales
tejidos de adornos florales
si  los dos, cual abeja en el panal.

Fuiste Malén,
bienhechora de la pereza dulce
aquél almíbar lacado en los labios,
vestal de ensueños.
Cuando pronuncies ruralidad
con amor adherido, como una promesa
regresaré Malen al recuerdo
del pasto miel.
Ven, te diré: leche verde, mi dulce
luna osiática…
Adentro, en la pradera nos esperan
los sueños han despertado
el sol es la única estrella.
Nos quiere recibir
por tanto tiempo perdido.







POEMAS AL DESPERTAR


Hansel y Gretel
me dieron un pastel
tan convincente
que cuando tomaba
el avión
prefería ir en el portamaletas
para no molestar el lobo rapado,
y la azafata peluda
que era prima de Ionesco
en vez de llamarme la atención
me entregó un bajacaídas.



DREMA


Pariste al revés
y a tu hijo
le pusiste Rreto
en vez de torre
quizás estuviste
con valkirias
o en Woodstock
o naturalmente
con Dante
pero Babel
nunca iba ser ¿Él?... ¡Bábh!





Juan Millalén Railef / Nace un 3 de septiembre de 1943 cerca del río Toltén y Pueblo. Estudia su enseñanza básica en la Escuela España., en el Liceo Industrial Nº6 y posteriormente en INACAP.
Se inicia en el trabajo a los 10 años, como ayudante de zapatero y a los 12 como vendedor de agua potable, tiempo en que es rescatado por su profesora.
Como escritor ha publicado: "Globos de colores" (cuentos para niños). Una saga de 10 cuentos referido a las estrellas en su particular Cosmografía.
Teatro: "El Señor Buey", y en poesía: "Hoy quiero conversar","Niños del Universo", "La Tierra", "Los Peces", "Malen", "Árbol", "Jirafa" y "Rosas Silvestres".
Novela: "Chaichaguen Planeta Hechizo" (42 capítulos)


Se integra el Taller Literario La Mampara el año 2013